Concesionarios exigen vigilancia permanente en balneario Payucán

Bailes terminan en pleitos y ahuyentan al turismo

Hubert Carrera Palí
Foto: Fernando Eloy
La Jornada Maya

San Francisco de Campeche
Domingo 14 de abril, 2019

Concesionarios de palapas y casas del balneario Payucán, responsabilizaron al presidente de la Junta municipal de Seybaplaya, al Ayuntamiento de Champótón y a la Administración Portuaria Integral (API), de cualquier incidente que les pudiera ocurrir a sus familias al reanudarse luego de dos años los bailes nocturnos durante esta Semana Mayor donde corren cantidades industriales de alcohol, drogas y como consecuencia asaltos y pleitos entre bandas en donde salen a relucir armas blancas y de fuego que han arrojado saldo rojo.

Las familias Santini, Cobos, Cahuich, Cima, Espinoza, Esparza Moo, Briceño, Sarmiento, Almeyda, entre otras, advirtieron del peligro que puede representar reanudar estas “lunadas” sin la debida supervisión y vigilancia de la autoridad correspondiente.

De plano responsabilizaron al presidente de la Junta Municipal de Seybaplaya, el morenista Diego Palomo Ku, de cualquier hecho de sangre, robo, quema de palapas que se suscite, ante el descontrol que se presenta durante estos bailes y presentaciones de artistas por la venta desmedida de alcohol, el consumo de drogas y la presencia de grupos delincuenciales de zonas aledañas a la ciudad de Seybaplaya.

El señor Gustavo Cahuich recordó que durante el último baile, hace dos años se suscitó una riña que terminó en botellazos, cristalazos a vehículos particulares y gente con heridas en el rostro y diversas partes del cuerpo debido a los pleitos que protagonizan grupos juveniles delincuenciales, ante la nula vigilancia policiaca y de la Secretaría de Marina (Semar) por ser esta una Zona Marítima.

Jorge Sarmiento estimó que en el balneario Payucán existen más de medio centenar de palapas de guano que corren el peligro de quemarse ante el encendido de fogatas, de cigarrillos o simplemente por el hecho de hacer maldad.

Los quejosos exigieron al alcalde de Champotón, Daniel León Cruz, prevenga a tiempo cualquier incidente porque la autoridad local tal parece que ignora todo lo que ocurre en el balneario durante la Semana Santa.

El señor Francisco Sarmiento exigió se instale un filtro de control para evitar que vándalos hagan de la suya durante una celebración nocturna que se debe llevar a cabo en orden por respeto a los cientos de familias y sobre todo hacia los niños que están expuestos a escenas bochornosas.