Se van de la cueva Luis Mendoza y Meza

Jesse Estrada y Valenzuela, melenudos

Antonio Bargas Cicero
Foto: Leones de Yucatán
La Jornada Maya

Mérida, Yucatán
Martes 14 de mayo, 2019

Cuatro lanzadores salieron ayer de la cueva, como parte de la sacudida que se esperaba en un equipo que a pesar de ser cuarto en efectividad en la Liga (5.43) le falta mucho para estar al nivel de solidez en la loma de años anteriores, y que además es undécimo en carreras anotadas (213).

Se van Andrés Meza, Luis Alonso Mendoza y, en cambio definitivo, Norman Elenes a los Bravos de León, que también reciben a préstamo a Aldo Montes. Meza y Mendoza fueron colocados en waiver. Yucatán se hizo de los servicios de los derechos Jesse Estrada, Vanny Valenzuela y Tony Amezcua; subieron de Caborca al prometedor cátcher Kevin Zamudio y activaron al derecho David Gutiérrez.

“Estamos trabajando fuerte para llevar al equipo a donde la gente quiere”, indicó a La Jornada Maya David Cárdenas Cortés, director deportivo. “Esta es una afición que sabe de beisbol y tratamos de darle otro campeonato”.

Meza batalló con lesiones y nunca pudo recuperar su buen nivel de otros años, con las fieras. Mendoza llegó con gran cartel, pero se va con marca de 0-5 y la oposición le bateó .382. No dominó en ninguna de sus cinco aperturas. Ahora Yucatán tendrá dos nuevos abridores. ¿Qué tanto ayudarán Estrada (0-0, 4.35 este año) y Valenzuela (0-0, 13.00), quien lanzó el pasado invierno en la Liga Meridana? Hay dudas de cuánto podrá mejorar Yucatán con ambos derechos. El primero fue dejado en libertad por los Tigres y el Novato del Año en 2013 fue dado de baja por Unión Laguna. Amezcua, derecho californiano de 27 años, podría ayudar al bulpén. El torneo anterior, bajo el mando de Luis Carlos Rivera con León, su récord fue 5-0 con efectividad de 2.00 en 27 entradas. Lanza en la LMB desde 2016.

Zamudio, ex prospecto de los Cachorros de Chicago, será el tercer receptor, en lugar de José Barraza, dejado en libertad. Es una oportunidad que se ganó el tijuanense, que encabeza la Liga Norte de México en dobles (12) y produjo 17 carreras con los Rojos de Caborca, quinta mayor cifra en el circuito.