Inquieta a Canadá aparente falta de respeto a contratos, dice embajador

Gobierno canadiense pretende mantener diálogo y no oposición

Ana Langner
Foto: Twitter @AmbPierreAlarie
La Jornada Maya

Ciudad de México
Jueves 27 de junio, 2019

El embajador de Canadá en México, Pierre Alarie, criticó la decisión de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) de enviar una solicitud de arbitraje a Infraestructura Marina del Golfo (IMG), una sociedad conjunta entre la compañía canadiense TC Energy e Infraestructura Energética Nova (IEnova,), mediante la cual demanda la nulidad de ciertas cláusulas del gasoducto Sur de Texas-Tuxpan.

En su cuenta oficial @AmbPierreAlarie, el diplomático publicó: “Estoy profundamente preocupado por las acciones recientes de la @CFE_mx y por la señal que envían de que, a pesar de las declaraciones de @lopezobrador_, México no desea respetar los contratos de gasoductos”.

Más tarde, en entrevista telefónica con La Jornada, el embajador detalló que la inquietud del gobierno canadiense surge de la "apariencia de no respetar los contratos".

El martes IEnova, filial de Sempra Energy, empresa basada en San Diego, California, informó en un comunicado que la CFE había enviado a IMG, sociedad que tiene con la canadiense TC Energy Corporation una solicitud de inicio de arbitraje para el gasoducto marino Sur de Texas-Tuxpan, que demanda la nulidad de "ciertas cláusulas del contrato... que la CFE inicialmente reconoció y que ahora considera indebidas, entre otros".

El embajador precisó que su gobierno no está tratando de oponerse a la CFE y su interés es continuar el diálogo; sin embargo, "queremos una señal clara para saber si los contratos van a respetarse".

Explicó que las modificaciones a la cláusula en los términos referidos son cambios profundos e importantes al contrato “y eso vale millones de dólares… No es cambiar una coma, es cambiar una cláusula fundamental”.

Agregó que confían en la palabra del Presidente, quien en febrero aseguró que los contratos en la CFE serían respetados. Pierre Alarie aclaró que lo anterior, "de ninguna manera" representa un ataque al titular del Ejecutivo federal, "al contrario, estamos confiados que va a seguir con su palabra y que los contratos serán respetados".