Corea del Norte libera a estudiante australiano

Alek Sigley fue detenido pocos días antes de la cumbre del G-20

Texto y foto: Afp
La Jornada Maya

Pekín, China
Jueves 4 de julio, 2019

Un estudiante australiano de 29 años que había sido detenido en Corea del Norte y después liberado, llegó el jueves a Pekín explicando que se sentía en perfecto estado tras su liberación.

Alek Sigley, uno de los pocos occidentales que vivía y estudiaba en la capital norcoreana Pyongyang, había desaparecido sin dejar rastro alrededor del 23 de junio. Este suceso provocó gran preocupación por su paradero.

Durante días, su familia no había recibido ninguna noticia, lo que alimentaba los temores a que fuese el último de una larga lista de ciudadanos extranjeros detenidos en este hermético y autoritario país.

"Estoy bien, estoy bien, sí, sí, estoy bien. Muy bien", declaró en el aeropuerto internacional de Pekín. Cuando se le preguntó cómo se sentía, respondió: "Fenomenal".

El joven se dirigió después a la embajada Australiana antes de volver a ser visto en el aeropuerto, donde saludó dando la mano a los periodistas. Debía viajar a Japón, donde reside su esposa.

El primer ministro, Scott Morrison, anunció su liberación el jueves en el Parlamento, y añadió que se encontraba "a salvo y bien".

El padre del estudiante, Gary Sigley, un profesor de chino y de estudios asiáticos, declaró a los medios australianos que la familia se sentía "sumamente feliz de saber que estaba sano y salvo". Además dijo que estaba deseando "abrazarlo".

Alek Sigley fue detenido pocos días antes de la cumbre del G-20 en Japón, a la que siguió un encuentro entre el presidente estadounidense Donald Trump y el dirigente norcoreano Kim Jong Un en la zona desmilitarizada (DMZ) que divide la península coreana.