Quintanarroense Urbina destaca por su brazo y bate

Blanco, a consolidar adelantado aprendizaje

Antonia Bargas Cicero
Foto:
La Jornada Maya


Raúl Ortega, scout de los Leones y pieza clave en el sistema de desarrollo del club yucateco, habló con La Jornada Maya sobre Fabián Urbina y Emir Blanco, prospectos peninsulares que fueron firmados recientemente por Piratas de Pittsburgh y Cachorros de Chicago, respectivamente.

Urbina: Él es de Bonfil y lo trajeron a Mérida a los 14 años (actualmente tiene 17) para checarlo. Se le hizo un seguimiento y tras hacerle unas pruebas lo firmé. Jugó en ligas de Quintana Roo y principalmente se desarrolló en academias. Originalmente era jugador de cuadro y al principio lo mandaron a Monterrey y de ahí fue enviado a Mazatlán por la proyección que tenía; ahí lo convirtieron en cátcher, por tener más futuro en esa posición. Sus principales herramientas son el brazo y bate; su brazo es arriba del promedio y su bate es muy educado, tiene fuerza y batea a la zurda. Su habilidad para hacer contactos sólidos es nata. Tiene las herramientas para seguir desarrollándose. Es un muchacho sano y fuerte.

Blanco: Su mamá me lo trajo un día al Kukulcán y desde que era prácticamente un niño mostró un excelente brazo, con acción de brazo muy buena. Lo firmamos a los 14 años y en la Academia de Mazatlán fue mejorando. Destaca por su presencia y buen físico y con el trabajo en Dominicana se hará más atlético y eso le dará un margen más para que tenga mejor recta. Es excelente que a su edad esté tirando 92 y cuando esté maduro su recta será aún mejor. Su locación es buena; ya tiene un adelantamiento considerable en su aprendizaje, falta consolidarlo, compitiendo con gente de su nivel y más arriba. Crecerá más allá, pero siempre debe ser con trabajo, dedicación, disciplina y entrega.

Quijano se luce: El prospecto yucateco de las fieras, Domine Quijano, está en el top 5 en la Academia de la LMB en victorias (5), efectividad (2.70) y ponches (58).