Jornada de protestas en dependencias federales

Toman oficinas del SAT e INAH

Jairo Magaña
Foto: Facebook FRECIEZ
La Jornada Maya

San Francisco de Campeche
Martes 16 de julio, 2019

Integrantes de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA) y Central Independiente Obrera, Agrícola y Campesina (CIOAC) que forman parte del Frente Autentico por el Campo, se unieron en apoyo al Frente Campesino Independiente Emiliano Zapata (Freciez) para tomar las oficinas del Servicio de Administración Tributaria (SAT) por segunda ocasión en protesta por los recursos para el campo que no se han entregado a los beneficiarios de programas federales.

Además, también la mañana de ayer, trabajadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) cerraron oficinas de esa misma dependencia, en reclamo por la retención de sus impuestos.

Pero por la tarde, Luis Antonio Che Cú, líder del Frente Campesino Independiente Emiliano Zapata (Freciez), anunció que en conjunto a Gobernación establecerá una mesa de gobernabilidad con los ejidos y que el subsecretario de Gobernación viajará a Campeche para seguir de cerca el proceso de medición parcelaria en los ejidos y prometió que los campesinos no volverán a tomar las instalaciones federales.

La liberación de la primera será a primera hora, de acuerdo a los resultados de la reunión que el Freciez tuvo en la Ciudad de México con funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) y la Secretaría de Gobernación. De lo contrario, las organizaciones campesinas nacionales y local continuarían obstruyendo las labores del SAT.

Todavía el fin de semana, Che Cú destacó que pretendía seguir una agenda tranquila, pero la decisión de tomar estas delegaciones en la entidad surgieron a primera hora de ayer, en compañía de representantes de las organizaciones nacionales que también han manifestado tener problemas con el nuevo modelo de estructura del gobierno federal.

Por otro lado, las oficinas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) fueron cerradas debido a que 86 trabajadores presentan problemas con sus nóminas y la retención del Impuesto sobre la Renta, que está afectando sus prestaciones de ley sobre los prestamos. Los empleados consideran que es un mal uso de los recursos que ya están etiquetados por parte del gobierno federal.

La líder sindical, Jovita Domínguez Ramón, aseguró que los centros arqueológicos en la entidad estarán abiertos al público, pero las oficinas estarán cerradas hasta que los representantes del sindicato a nivel nacional tengan una buena noticia respecto a las percepciones de los trabajadores.