Proponen eliminar Ley Seca en restaurantes de Yucatán

Venta de alcohol durante la jornada electoral, sólo en comercios turísticos

Óscar Rodriguez
Foto: Fernando Eloy
La Jornada Maya

Mérida, Yucatán
Miércoles 4 de septiembre, 2019

La diputada Milagros Romero Bastarrachea presentó una iniciativa que pretende modificar diferentes fracciones de las leyes de Salud y de Instituciones y Procedimientos Electorales del Estado, que echen abajo de manera parcial la llamada “Ley Seca”, la cual prohíbe la venta de bebidas embriagantes durante la jornada electoral.

De acuerdo con la propuesta realizada por la legisladora del Movimiento Ciudadano (MC), entrarían en un régimen de excepción establecimientos tales como restaurantes de lujo, restaurantes y pizzerías, que se encuentren en los centros históricos de los municipios, zonas costeras, hoteles, paradores turísticos, plazas comerciales, aeropuertos, centrales camioneras y cualquier otro centro de transbordo con fines turísticos.

En la sesión plenaria de este miércoles, Milagros Bastarrachea aseguró que dentro de esos problemas que ha traído la llamada “Ley Seca” en tiempos electorales, la creación de un mercado negro en el cual se comercia con las bebidas embriagantes supuestamente prohibidas desde el día anterior de la elección.

“Se incentiva la corrupción entre la autoridad encargada de hacer cumplir la disposición legal y aquellos compradores y vendedores que están dispuestos a pagar más por obtener un producto comercial, el cual en cualquier otro día del año podría comprar sin problemas y se generan pérdidas económicas enormes que van de entre un 20 al 60 por ciento de sus ventas en los establecimientos como lo ha declarado la Canirac”, enfatizó.

Indicó que también se incentiva el acopio previo por parte de los ciudadanos que aún el día de la jornada electoral desean tener acceso a bebidas embriagantes, lo cual deja sin efecto los posibles beneficios que se pudieran generar al evitar la venta de dichas bebidas el día de la elección.

Por tales motivos, consideró proponer cambios en las leyes que restringían la venta de bebidas alcohólicas antes y durante la jornada electoral solo aplicaría a los establecimientos como expendios de cerveza, licorerías, tiendas de autoservicio, centros nocturnos, discotecas, cantinas, entre otros que no estén contemplados en dicha norma.

“Seamos congruentes legislemos conforme a la realidad que vivimos en Yucatán, sin ser moralistas y sin querer realmente tapar con una política pública una realidad, que además desalienta a uno de los principales ingresos de nuestro estado, como lo es el turismo”, remató.