China tiene potencial económico, pero QRoo lo desaprovecha: Rafael Medina

Dijo que le toca al gobierno estatal promocionar al destino en Asia

Rosario Ruiz
Foto: Juan Manuel Valdivia
La Jornada Maya

Playa del Carmen, Quintana Roo
Jueves 10 de octubre, 2019

México y Quintana Roo en lo particular están desaprovechando el gran potencial comercial y turístico que representa China, aseguró Rafael Medina Martínez, escritor y columnista especializado en el país asiático.

Destacó que China está pasando por una transición importante en su poderío económico, llegó el año pasado a una cifra récord en su Producto Interno Bruto (PIB) gracias a los acuerdos que ha logrado con América Latina, lo que le falta a México, y al ver Estados Unidos este crecimiento comenzó un ataque comercial.

"Cancún y Playa del Carmen son una potencia turística para México, aquí convergen diversas nacionalidades, a China lo tienen como una alternativa de destino. Creo que ante la desaparición de diversos programas turísticos federales le toca al gobierno estatal la promoción turística enfocada a países poblados con dinero que sean clientes potenciales", dijo.

"Hay un error que comete Quintana Roo al apostar sólo al turismo, porque no apuesta al comercio exterior, no hay un puerto mercante o una aduana en donde ingresen contenedores de miles de productos, claro se debe de tener un estudio de impacto ambiental, sino en Cancún en cualquier otra playa del estado que sea una ventana al mundo", mencionó.

Destacó que China busca tener una alianza con todos, de hecho la relación con Latinoamérica es con países como Perú, en donde ya se considera un destino para empresarios chinos y México podría estar aprovechando beneficios similares si decidiera mejorar sus relaciones.

Declaró que hay un déficit en la balanza, “importamos mucho de China, pero exportamos poco, muchos piensan que no hay caso de negociar con ellos porque serán los beneficiados, debe haber un acuerdo comercial sobre preferencias aracelarias, clausura sobre la nación más favorecida, no hay ventajas, porque muchos productos tienen un gravamen alto en China y mucha gente de allí no los comprará, pero los artículos de ese país en el nuestro es más barato".

Finalizó diciendo que no ve interés del gobierno federal de mirar a Asia, es desolador el panorama, aunque hayan reuniones con funcionarios chinos, en la práctica estamos estancados. Consideró que ahora lo más importante es la ratificación del nuevo Tratado de Libre Comercio que está congelado y no se ha aprobado de ninguna de las partes; “de manera comercial no estamos creciendo, este año solo nos elevamos el 0.01 por ciento, es una señal de alarma para que no lleguemos a una desaceleración".