Tipos de diabetes, características del paciente y tratamientos según experto

Es muy importante discutir con los pacientes su tipo de diabetes: Guillermo González

Enrique Álvarez Guillén, enviado
La Jornada Maya

Guadalajara, Jalisco
Jueves 14 de noviembre, 2019

El doctor Guillermo González, Endocrinólogo e internista y Director e investigador del Instituto Jalisciense de Investigación en Diabetes y Obesidad S.C., impartió la ponencia El manejo integral del paciente con diabetes, en la que habló sobre los tipos de diabetes, tratamientos y cómo la enfermedad es diferente en cada paciente. En el marco de la edición 59 del Congreso Internacional de Nutrición y Endocrinología de la Sociedad Mexicana de Nutrición y Endocrinología (SMNE) que se realiza en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, la farmacéutica Sanofi México presentó la campaña Diabetes a tu Manera.

"Hay diversos tipos de diabetes, no es la misma diabetes que cada paciente tiene, constantemente los pacientes nos preguntan 'doctor, ¿qué tipo de diabetes tengo yo? Y ese es un asunto muy importante que uno tiene que discutir con los pacientes", sostuvo. "Se clasifica en cuatro tipos la diabetes", precisó.

"La diabetes tipo uno, que habitualmente la encontramos en niños y adolescentes, pero hoy sabemos que la diabetes tipo uno se puede manifestar en cualquier etapa de la vida de un individuo. La tipo uno es de la más severas porque se desarrolla por destrucción del páncreas, (…) entonces a esos pacientes, cuando se le hace el diagnóstico en el momento en que desarrollaron la enfermedad, porque es el momento en el que dejan de producir insulina, se elevan mucho los niveles de glucosa y eventualmente tienen que ser hospitalizados".


Foto: Notimex

Siguiendo con la conferencia, el doctor González explicó que "la diabetes tipo dos es la que más comúnmente vemos, y que es con base en la cual se hacen todas las estadísticas en nuestro país en mayores de 20 años, una enfermedad que principalmente se asocia al desarrollo de sobrepeso y obesidad, y que se ve favorecida por el mal estilo de vida que llevamos en la actualidad, comemos muy mal, cada vez hacemos menos ejercicio, y algo que yo siempre discuto por ejemplo, nada más para que se den cuenta, del ambiente, estamos en una plática de diabetes y vean qué hay de comida (dijo señalando una mesa que estaba en el fondo del salón), alimentos ricos en carbohidratos. Entonces sí debemos de cambiar varios aspectos de nuestra vida cotidiana, eso es muy importante".

"También tenemos la diabetes que le llamamos 'diabetes gestacional', es la diabetes que se presenta durante el embarazo, ya es diferente cuando una paciente tenía diabetes tipo dos o diabetes tipo uno y tiene un embarazo, hay un buen porcentaje de personas que desarrollan lo que se llama elevación de la glucosa durante el embarazo, y a eso le llamamos 'diabetes gestacional'. ¿Por qué es importante? Porque en la mayor parte de las pacientes, una vez que se resuelve el embarazo se quita el problema, pero requieren un seguimiento a largo plazo, porque ese antecedente las predispone con el tiempo a que desarrollen diabetes mellitus tipo dos, sobre todo si eran pacientes que tenían sobrepeso y obesidad; si uno sigue a esas pacientes cinco años, el 50 por ciento desarrolla diabetes mellitus tipo dos".

Sin abundar en detalles, el investigador también mencionó que existen otros tipos de diabetes, "algunos de tipo genético, raros, algunos otros secundarios a medicamentos (…) principalmente los esteroides, y algunas patologías endocrinológicas que se pueden asociar a la elevación de hormonas que contrarrestan el efecto de la insulina y favorecen el desarrollo de hiperglucemia, y a eso le llamamos 'diabetes secundaria'".

El doctor González explicó que no se puede implementar el mismo tratamiento y meta en los pacientes aunque padezcan el mismo tipo de diabetes.
"Depende de ciertas características, si yo tengo un paciente con diabetes mellitus tipo dos de reciente diagnóstico, que es joven, que no tiene complicaciones, que puedo prevenir no solo complicaciones micro sino también macro vasculares, podemos buscar metas más estrictas (…) ahora, un paciente de más de 60 años, a lo mejor ya infartado, con complicaciones, ya tiene retinopatía, ya tiene daño renal, ya tiene neuropatía, la esperanza de vida a lo mejor ya no es tan larga (…) en esos pacientes ya no buscamos metas tan estrictas", detalló.


Foto: Agencia EFE

También precisó que aunque "lo ideal sería que nadie desarrollara diabetes", sin embargo, el estilo de vida que lleva mucha gente favorece a que cada vez más personas desarrollen este problema.

El exponente hizo hincapié en "revisar y acordar un plan de manejo", ya que hay varios pacientes que por el ambiente en el que vive no siempre puede llevar el mejor, pero esa no es razón para hallar una opción que se ajuste a las necesidades de las personas con diabetes.

"Hay muchos pacientes que dicen: doctor, pues yo no voy a comprar lo que voy a comer, yo vivo con mi hija y como lo que hay en su casa. Ese es un factor que hay que tomar en cuenta", señaló.

El doctor González resalto la cuestión de la dieta, ya que cuando el nutriólogo "no tiene mucha experiencia le dice al paciente que debe comer una comida mediterránea", y muchas veces el paciente responde "yo nada más tengo para comprar tortillas y frijoles", por lo que considera importante "ver el ambiente de cada paciente", preguntarle a cada uno qué es lo que come "y con base en eso tratar de ver cómo modificar su estilo de alimentación".


Foto: Reuters

De acuerdo con el experto, actualmente se cuenta con una amplia gama de medicamentos, a diferencia de hace 20 años, por lo que debe haber un acercamiento con el paciente para saber si ha presentado eventos cardiovasculares o el peso, por ejemplo, y así determinar el tratamiento que llevará. En ocasiones el paciente no tiene acceso a los medicamentos requeridos, por eso la importancia en que el médico "tiene que evaluar adecuadamente a cada paciente para tener la mejor opción".

Vivir con diabetes es algo a lo que se enfrentan 11.5 millones de mexicanos, según el Observatorio Mexicano de Enfermedades no Transmisibles (Oment), y pese a que existen distintos tratamientos para este padecimiento ya sean orales, inyectables o insulinas basales, la falta de control en éstos hacen que el reto para los pacientes sea aún mayor.