Según Macri, deja economía sólida y en crecimiento en Argentina

Su discurso de despedida causó indignación en la sociedad afectada por los aumentos en precios

Stella Calloni
Foto: Ap
La Jornada Maya

Buenos Aires, Argentina
Sábado 7 de diciembre, 2019

El presidente electo Alberto Fernández anunció su nuevo gabinete que demostró el pluralismo dentro de la unidad que llevó al triunfo al Frente para Todos. Sectores políticos, sociales y sindicales reprobaron al mandatario saliente Mauricio Macri, cuyo discurso de despedida causó estupor e indignación, pues aseguró que deja un país “sólido”, con “los cimientos” para poder despegar, y describió un panorama social inexistente cuando dentro y fuera de Argentina se habla de un “país arrasado, y organismos internacionales advierten sobre la grave crisis que deja el gobierno actual.

Organismos humanitarios expresaron su indignación por la “burla” que son las palabras de Macri para una sociedad afectada por los aumentos en alimentos, medicamentos, tarifas; y los decretos con que el presidente, hasta estas últimas horas Macri, sigue reorganizando áreas como las fuerzas armadas, y medidas que afectan seriamente la soberanía Nacional.

En 2015 Macri pidió que se le juzgara al final de su mandato y prometió que dejaría una pobreza “cero”. El último dato oficial del Instituto de Estadística y Censo muestra que en el primer semestre de 2019, la cantidad de personas por debajo de la línea de pobreza es de 35.4 por ciento, que representa a casi 16 millones de personas en todo el país.

Las cifras muestran la enorme desprotección en que se encuentran los sectores más vulnerables de la sociedad, con miles de personas viviendo en las calles y más de 2 millones de deempleados. “La desindustrialización macrista fue una máquina de destruir empleos de calidad. Se perdieron más 158 mil 600 puestos de trabajo, desde noviembre de 2015 a septiembre de 2019. Equivalente a la pérdida de 13 de cada 100 empleos del sector en menos de cuatro años, señala el analista Alfredo Zaiat de Página 12.

A cuatro días de dejar la casa de gobierno, Macri dijo que lamentablemente el resultado de las elecciones primarias del pasado 11 de agosto empeoró la economía.

Hasta estas últimas horas seguían apareciendo decretos antipopulares, como denunció la ex embajadora argentina en Londres, Alicia Castro, citando un tema de última hora que representa un golpe para los aeronavegantes.

Por otra parte la medición del tercer semestre del Observatorio de la UCA revela que el 60 por ciento de las niñas, niños y adolescentes vive en hogares con ingresos que están por debajo de la línea de pobreza. “Durante los cuatro años de gestión Macri se dedicó a prometer un futuro venturoso que, una y otra vez, no llegó. El engaño y la distorsión de la realidad fue su estrategia política preferida. La utiliza hasta el final de su administración(…) El discurso fue otra exhibición de la realidad paralela que maneja, quien, después de cuatro años de ocupar la Casa Rosada, culmina como el peor gobierno desde la restauración de la democracia” señala el analista.

Añadió: “Los datos duros en materia económica desmienten el desvarío de que deja bases sólidas para empezar un ciclo de crecimiento. Por el contrario, lo que deja es una pesadísima herencia, .El balance de la economía macrista es fulminante en términos del bienestar general, a saber: El salario real de los trabajadores registrados acumuló una caída del 18.5 por ciento, de acuerdo al cálculo realizado por el Instituto Estadístico de los Trabajadores de la Universidad Metropolitana de la Educación y el Trabajo. Las jubilaciones perdieron 20 puntos en términos reales en relación a 2015. La tasa de inflación del último año de la administración macrista será del 50 al 60 por ciento anual. También alude a la impactante destrucción del tejido productivo, y la utilización de la capacidad instalada se ubica en casi la mitad, registrándose cierres despidos, suspensiones de trabajadores y merma de turnos fue el escenario industrial de estos años.

El gabinete

En el nuevo gabinete anunciado por Alberto Fernández están representados todos los sectores políticos que integran la alinanza del Frente de Todos. Destacan algunas figuras muy conocidas como el caso del Ministerio de Cultura para el que fue elegido el cineasta Tristán Bauer, ex funcionario del gobierno de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner, actual vicepresidenta electa.

En el Ministerio de Economía fue nombrado el economista Martín Guzmán como futuro negociador de la deuda, Matías Kulfas en Producción y Luis Basterra en Agricultura. El ex gobernador de la provincia de Buenos Aires, Felipe Solá será el Ministro de Relaciones Exteriores. En defensa asumirá el ex diputado Agustín Rossi, quien ya estuvo en ese cargo en el gobierno de Fernández de Kirchner.

El primer acto de gobierno comienza con el Plan Argentina contra el Hambre y será Daniel Arroyo quien estará a cargo del Ministerio de Desarrollo Socia, acompañado por una figura muy conocida en la provincia de Buenos Aires,Victoria Tolosa Paz a la cabeza de este plan en el que trabajan desde hace un mes.

Fue muy bien recibido también el nombramiento de la joven abogada Elizabeth Gómez Alcorta a cargo del nuevo Ministerio de la mujer, Géneros y Diversidad lo que es un símbolo ya que es la defensora de la dirigente social Milagro Sala, ilegalmente detenida y perseguida por el gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, de Cambiemos. También con un fuerte trabajo con los pueblos originarios.

El respetado dirigente de La Cámpora, Wado de Pedro, será el nuevo ministro del Interior;. Marcela Losardo, ministra de Justicia muy cercana a Alberto Fernández y con una reconocida carrera en lo judicial y político; Santiago Cafiero será Jefe de Gabinete, Claudio Moroni en Trabajo.