Los Jaguares sellan su boleto con una blanqueada

El abridor y triunfador Noel Ortiz bordó albo traje a los luciferes

La Jornada Maya
Foto: Liga Meridana

Mérida, Yucatán
Lunes 30 de diciembre, 2019

Necesitaban ganar y así lo hicieron los Jaguares de la UADY, que pintaron de blanco el sábado a los Diablos de la Bojórquez, con marcador de 7-0 y de paso aseguraron su calificación a la postemporada y también ayudaron a los Zorros de Pacabtún, que pese a perder igual ya están en la siguiente ronda, junto con los Azulejos de la Dolores Otero y los Senadores de la Morelos.

En lo que fue la jornada sabatina de la décima semana, el abridor y triunfador Noel Ortiz bordó albo traje a los luciferes, al convertirse en un auténtico crucigrama a lo largo de toda la ruta, pese a que tuvo un incierto inicio en la primera entrada.

En ese primer rollo, el pitcher antillano comenzó con la brújula perdida, ya que solito se metió en problemas al llenar las bases, al embasar a sus primeros tres enemigos: golpe a Gregorio Ortiz, obsequió la base a Obed Buenfil y de nuevo golpeó a un rival, ahora al cubano Albert Lara, sin embargo, se las arregló y vaya manera de empezar a manejar sus lanzamientos, tras que dominó a los siguientes tres bateadores, y de ahí no pasó más problemas.

El cubano Ortiz alcanzó su segunda victoria, en la que diseminó 6 sencillos, otorgó 3 pasaportes, golpeó a 2 y engomó a 13 infernales.

En el segundo capítulo, la UADY comenzó su labor de ataque, cuando Refugio Cervantes recibió cortesía del abridor pingo Ismael Makanaki Castillo, a la postre el derrotado, luego Abel Martínez, su siguiente enemigo, le pescó un lanzamiento para depositar a doña blanca detrás de la barda para que los Jaguares tomen ventaja de 2-0.

En el tercer rollo, el jaguar Julián Briceño inició la tanda con cuadrangular solitario y la UADY aumentó su ventaja 3-0.

En la apertura del cuarto rollo, los universitarios hicieron saltar como “tapón de sidra” al campechano “Makanaki” Castillo, luego de que Abel Martínez conectó sencillo y desde la inicial se lanzó al plato con doblete de Wílberth Aguilar, combinado con un error del antesalista infernal, quien perdió el envío desde el jardín. La cosa no paró ahí, Guillermo Tec continuó el ataque con sencillo para que Aguilar pise también el plato.

El mandamás pingo Salvador Arellano jaló del calentadero a Jafet Canto, quien terminó el ataque estudiantil, sin embargo la UADY puso
las cosas 5-0.

En el séptimo inning, el universitario Keven Lamas conectó jonrón sobre la barda del jardín izquierdo y la UADY aumentó su ventaja, 6-0.

En la novena entrada, los visitantes pusieron el último clavo en el ataúd de los pingos cuando Arturo Puerto la desforró por encima de la barda del jardín derecho ante los envíos de Benjamín Sandoval y dejó la pizarra de 7-0.

Con el madero destacó el jaguar Guillermo Tec, quien conectó 4 sencillos en un mismo número de viajes a la caja de bateo y el experimentado Abel Martínez con cuadrangular y par de sencillos. Por los infernales Gregorio Ángulo se apuntó 2 sencillos en 3 oportunidades.