Que nos investiguen; las fallas son del distribuidor: Jaime Nieto

Todas las quimioterapias ya están en forma, reporta

Laura Poy
Foto: Notimex
La Jornada Maya

Ciudad de México
Viernes 24 de enero, 2020

En el Hospital Infantil de México Federico Gómez estamos totalmente abiertos para la investigación ordenada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, afirmó su director general, Jaime Nieto Zermeño, luego de que el mandatario federal instruyó a la Secretaría de la Función Pública (SFP) abrir una indagatoria que esclarezca la responsabilidad de los directivos en el desabasto de fármacos para niños con cáncer.

El presidente tiene todo el derecho de investigar y ver las cosas, aseguró.

En entrevista con medios de comunicación, insistió en que no tiene contratos con la empresa farmacéutica Pisa, sino con su filial Safe.

Además, justificó la ampliación de un contrato por tres meses, porque así nos lo autorizó la Secretaría de Salud (Ssa), en lo que se arregla la compra consolidada, que no es tan sencillo.

Nieto Zermeño añadió: yo no he decidido; estoy cumpliendo órdenes y formó parte del equipo institucional del país para dar servicio. Si se vence el contrato, no puedo quedarme sin poder comprar. Consultamos y recibimos la autorización para ampliar ese porcentaje, que la ley lo permite para dar tiempo a que entremos a la compra consolidada.

El director del nosocomio, quien encabezó el grupo de directivos que ayer se reunió con el secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela, en las instalaciones del Hospital Infantil, indicó que desde el pasado miércoles recibió 449 ampolletas de Vincristina, por lo que tenemos garantizadas todas las quimioterapias a partir de ayer; todas es todas.

Esa cantidad garantiza la atención de los pacientes por un mes. Además, dijo, está perfectamente claro que en unas semanas me van a dar para los siguientes meses.

Las alternativas

Insistió en que las fallas en la entrega de los medicamentos fueron del distribuidor, que no las ha entregado por las razones que sea, pero el gobierno federal, la Ssa y la coordinación de los institutos (de alta especialidad) han hecho grandes esfuerzos para tener alternativas.

El director del hospital donde se atiende a cerca de 800 menores con cáncer, afirmó que no falleció ningún paciente por falta de tratamiento. Lo que sucedió es que a siete niños se les retrasó el medicamento una semana, pero está controlado.

Detalló que la visita del secretario Alcocer fue para verificar si efectivamente había el desabasto que decían los papás. Vieron, visitaron a los niños a los que se les aplica quimioterapia, les preguntaron si es cierto que la estaban recibiendo, si les faltaba. Lo hicieron ellos directamente, no conmigo.

Los funcionarios de la Ssa y la Secretaría de la Función Pública, explicó, constataron directamente en las instalaciones del hospital que están recibiendo la quimioterapia, como ocurre, y aseguró que ya se aplicaron las sanciones de ley por no recibir de forma oportuna los fármacos.