Talibanes piden a Trump acciones para lograr la paz en Afganistán

Washington "trabaja para poner fin a la guerra", aseguró el mandatario estadunidense

Europa Press
Foto: Reuters
La Jornada Maya

Madrid, España
Miércoles 5 de febrero, 2020

Los talibanes respondieron este miércoles a las declaraciones del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, durante el Estado de la Unión acerca de las conversaciones de paz en Afganistán y recalcaron que para lograr un acuerdo las acciones “deben hablar más alto que la retórica”.

El mandatario estadunidense sostuvo el martes ante el Congreso que “las conversaciones de paz están en marcha” y recalcó que Washington “trabaja para poner fin a la guerra más larga de Estados Unidos y llevar de vuelta a las tropas”.

“No busco matar a cientos de miles de personas en Afganistán, muchos de ellos son totalmente inocentes. Tampoco es nuestra función servir como agencia de aplicación de la ley de otras naciones”, agregó.

En respuesta, el portavoz del grupo, Zabihulá Muyahid, dijo en declaraciones a la emisora estadounidense Voice of America que “es importante que las acciones hablen más alto que la retórica y las promesas”.

“Nosotros también queremos que Estados Unidos ponga fin a esta guerra y a la ocupación (de Afganistán) y que permita a los afganos elegir libremente su futuro”, señaló.

El propio Muyahid criticó el martes al secretario de Estado estadunidense, Mike Pompeo, por intentar culparles de la falta de un acuerdo final en las negociaciones de paz.

A lo largo del último año y medio, los representantes de Estados Unidos y de los talibanes afganos han mantenido al menos diez rondas de conversaciones directas, la mayoría de ellas en Qatar, donde el grupo tienen una oficina de representación política.

En septiembre de 2019, Estados Unidos y los talibanes estaban a punto de cerrar un acuerdo de paz cuando el presidente de Estados Unidos anunció la ruptura del proceso, tras un atentado que acabó con la vida de un militar estadunidense en la capital afgana, Kabul.

Las conversaciones se reanudaron en diciembre, tras un intercambio de prisioneros acordado por el gobierno de Kabul, con el grupo. El futuro acuerdo de paz incluirá un calendario de retirada de tropas estadunidenses e internacionales y garantías por parte de los talibanes de que el país no volverá a convertirse en un refugio para milicianos de grupos extremistas.

En el proceso de negociación con EU no ha participado hasta ahora el gobierno afgano, encabezado por su presidente, Ashraf Ghani, al que el grupo considera un “títere” de Estados Unidos.