ElmandaderoUmán, la app yucateca para entrega de comida

Conocidos como el Rappi o Uber Eats de Umán, pero con un precio más accesible

Abraham Bote
La Jornada Maya

Umán, Yucatán
Martes 11 de febrero, 2020

Como la mayoría de las ideas, ésta surgió en un día normal, tratando de resolver una problemática que pareciera simple, pero necesitaba de una pronta solución: luchar contra reloj, cuidar a los hijos y al mismo tiempo tratar de hacer las compras diarias sin tener como desplazarte.

Así nació ElmandaderoUmán, un proyecto emprendido por jóvenes de esa localidad, desde noviembre del 2019, con el cual hacen mandados a los habitantes del municipio y sus alrededores. A través de mensajes por WhatsApp, van a comprar mercancía al supermercado, hacen algún trámite bancario o llevan comida a quien lo solicite, todo esto por medio de bicicletas o motocicletas. Tú dices dónde lo quieres y nosotros lo llevamos, ese ese el slogan de la empresa.

Ya son conocidos como el Rappi o Uber Eats de Umán, pero con un precio justo y más accesible para la población.

Además, ofrecen fuentes de empleo a jóvenes estudiantes de la comunidad. Actualmente cuentan con 13 chicos de preparatoria, secundaria e incluso universidad, para que se apoyen y ganen dinero para continuar con sus estudios y se alejen de los malos pasos y compañías.

La fuente el éxito que han tenido es su honestidad, algo que es necesario para que la gente confíe en que se concretará un trámite bancario o que llevarán algún artículo de valor a su destino.

Saúl May Carvajal, fundador del proyecto, junto a sus socios Manuel May Carvajal, Jared may Carvajal y César Chi Moo, comentó que la idea surgió un día que estaba cuidando a sus hijos en la mañana, y no tenía tiempo de hacer las compras diarias. “Ese día no tenía cómo moverme, no tenía el vehículo, estaba contra reloj, y me pregunté cuántas personas no pasarán por lo mismo”, recordó.

Entonces, se le ocurrió la idea de hacer mandados para las personas que no puedan hacerlo. Al principio, inició haciendo algunos por su cuenta, con su bicicleta, pero al crecer la demanda de los pedidos fue invitando a más gente para que se sumen, sobre todo jóvenes estudiantes.

Empezó haciendo compras de súper, comida o favores. “Imagínate que te vas a trabaja y olvida tu billetera, entonces no llamas a nosotros y vamos por ella y te la llevamos”, explicó. De abarcar el centro de Umán, ya prestan sus servicios en otras partes, como Itzincab.

Los pedidos se hacen vía WhatsApp, sin embargo, al ver la importante y la demanda del servicio, una persona que estudia informática se interesó en la empresa y se sumó, por lo que pronto contarán con una aplicación móvil para mejorar la calidad y eficiencia del servicio.