La autoridad electoral invalida candidatura de Evo Morales en Bolivia

No cumple requisito de residencia

Ap y Afp
Foto: Cuartoscuro
La Jornada Maya

La Paz, Bolivia
Viernes 21 de febrero, 2020

En lo que el derrocado ex presidente de Bolivia Evo Morales calificó de golpe contra la democracia, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) invalidó ayer su postulación a un escaño en el Senado en las elecciones nacionales del 3 de mayo con el argumento de que no reside en Bolivia.

El titular de ese órgano, Salvador Romero, dijo en rueda de prensa que la decisión es inapelable en lo que se refiere a ese tribunal, pero dejó abierta la posibilidad de que Morales, refugiado en Argentina, explore las vías jurídicas que crea pertinentes.

Morales salió del país el pasado noviembre hacia México, tras su renuncia obligada luego de que la cúpula militar le dio la espalda, en medio de protestas impulsadas por la oposición de derecha que sin pruebas alegó que hubo fraude en las elecciones que se habían realizado el 20 de octubre, en las que el dirigente del Movimiento al Socialismo (MAS) ganó un cuarto mandato presidencial.

“La decisión del Tribunal Supremo Electoral es un golpe contra la democracia. Los miembros del @TSEBolivia saben que cumplo todos los requisitos para ser candidato. El objetivo final es la proscripción del MAS”, tuiteó el líder aymara.

Morales, quien postulaba a una banca por Cochabamba, región que alberga el territorio cocalero del Chapare, su bastión político, residió durante los últimos 14 años y hasta su renuncia en La Paz.

El TSE, por otro lado, convalidó la postulación a la presidencia del ex ministro de Economía Luis Arce, del MAS, quien también tenía una demanda de inhabilitación.

Arce había solicitado asilo en México, pero regresó al país para asumir la campaña de su partido.

El ex ministro lidera la intención de voto con 31.6 por ciento, según un reciente sondeo del grupo Ciesmori, seguido del ex presidente centrista Carlos Mesa, con 17.1 por ciento.

Las candidaturas del ex canciller Diego Pary, y del líder de derecha Mario Cossío, también fueron inhabilitadas por no cumplir con el requisito de la residencia permanente en las regiones de Bolivia por las que se postulaban, explicó Romero, en rueda de prensa.

Apenas antier, la fiscalía de La Paz abrió un proceso penal contra Morales y sus más cercanos colaboradores por fraude en las anuladas elecciones de octubre pasado, informó el fiscal general de facto Juan Lanchipa.

El ex gobernante y candidato presidencial perdedor Carlos Mesa solicitó la semana pasada que la fiscalía amplíe las investigaciones por delitos electorales a Morales, su ex vicepresidente Álvaro García y sus ex ministros Juan Ramón Quintana (Presidencia), Héctor Arce (Justicia) y Carlos Romero (Gobierno).

Mesa considera que quedó inconclusa la investigación contra seis miembros del antiguo TSE, cinco de los cuales están en la cárcel y uno en detención domiciliaria.

Los delitos denunciados por Mesa son uso de documentación falsa, alteración y obstrucción de procesos electorales y ocultar resultados.