Daremos todo por Yucatán: cubanos estelares de Leones

Drake, que le catcheó a Negrín y Martínez, motivado por pelear por otro título

Texto y foto: Antonio Bargas Cicero
La Jornada Maya

Mérida, Yucatán
Lunes 23 de marzo, 2020

Una de las historias a seguir este año en la cueva es la reunión de tres cubanos estelares.

Pero el vínculo entre Yadir Drake, Yoanner Negrín y Jorge Martínez va más allá de su talento y logros en el diamante, que incluyen un título de bateo, premios al pítcher del año (Negrín en la Liga Mexicana y Martínez en Venezuela) y campeonatos con sus equipos.

“Tenemos una gran conexión. Yo era el cátcher de ellos en Cuba. Jugamos juntos en Matanzas y es algo bonito”, afirmó el cañonero, campeón de bateo con Durango en 2017 (.385), en entrevista con La Jornada Maya. “Compartimos en la liga de nuestro país y en los últimos años jugamos en México”. Martínez, quien espera formar sólido 1-2 con Negrín, comentó que conoce a Yadir desde niño. “Él dice que soy su papá”.

“Me siento contento porque vamos a estar los tres juntos de nuevo”, agregó Drake. “Tres jugadores de la misma provincia que juegan en el mismo equipo en su país, y ahora lo harán en un club de otra liga, eso es algo que no se ve mucho”.

La posposición de la pretemporada detuvo de momento la reunión de los astros antillanos, pero eso no disminuye el entusiasmo y motivación por estar juntos en el diamante una vez más, y, sobre todo, pelear por otra corona. “Venimos a eso (a ganar el campeonato). La afición aquí apoya demasiado, este equipo se siente como una unidad familiar”, expresó el jardinero, que durante las prácticas de bateo en la semana que las fieras entrenaron mostró su fuerza y capacidad natural con la majagua. “Desde el bat boy hasta el que vende comida fuera del estadio, esto es una familia, y para que lleguemos al campeonato todo debe conjuntarse y funcionar como una sola pieza, un solo engranaje. Iremos con todo en busca de recuperar el título que se obtuvo en 2018”.

En Drake, quien cumplirá 30 años el próximo mes y obtenido en un cambio por los derechos de Esteban Quiroz, los melenudos reciben a un pelotero productivo e interesante. Cuando salió de la isla llegó a Cancún, donde “todavía tengo muy buenas amistades” e hizo algunas pruebas para equipos. Luego pasó alrededor de año y medio en Mérida, donde dio pasos importantes en su desarrollo en la pelota, antes de firmar con los Dodgers de Los Ángeles. Además de receptor y jardinero, llegó a desplegar potencial como lanzador.

Su estilo de juego se resume a lo siguiente: dar el cien por ciento día con día. “Me gusta siempre estar quemando adrenalina en el juego”, indicó el cubano, que en cuatro campañas en la LMB nunca ha estado por debajo de .316 en bateo, sobre su agresividad en el campo. “Cuando vengo pasivo prefiero no jugar, ya que no aportaré lo que sé que puedo aportar. Estoy orgulloso de mi manera de jugar, que puede ser que a algunos no les guste, pero no lo hago por ofender. Es mi forma de jugar y así soy”. Martínez, quien fue general de Durango como Yadir, apuntó que “todo mundo sabe de la calidad de Drake y él aportará, además, mucha garra. Daremos todo por la afición de Yucatán, que es lo más importante”.

Drake ve un jardín repleto de oficio y calidad, que debe ayudar a los selváticos a llegar a los playoffs por séptima temporada en fila. “Somos cuatro buenos jardineros, además de los novatos (que vienen empujando fuerte)”, manifestó. “Sabemos que habrá gran competencia por la titularidad y que todos tendremos la oportunidad. Es una competencia sana; varios hemos jugado en los mismos equipos y es una buena relación con todos”.