"Defenderé mi derecho como militante y diputada", dice priista Lila Frías

Líder nacional del PRI solicita que se le expulse del partido, junto a otros tres legisladores

Graciela H. Ortiz
Foto: Congreso del Estado
La Jornada Maya

Mérida, Yucatán
Viernes 22 de mayo, 2020

“Defenderé mi derecho como militante, como diputada que representa al partido aquí en Yucatán y como secretaria General del PRI estatal desde el ámbito jurídico y sobre todo porque tengo argumentos para dialogar y defender mi postura”, expresó la legisladora priista Lila Frías Castillo, al referirse a las declaraciones del presidente nacional del PRI Alejandro Moreno Cárdenas, quien anoche publicó en redes sociales que ha solicitado a la Comisión de Justicia Partidaria, inicie el proceso de expulsión de los diputados: Lila Frías Castillo, Mirthea Arjona Martín, Luis Borjas Romero y Warnel May Escobar, debido a que votaron a favor de la iniciativa del Ejecutivo estatal para otorgar un empréstito a fin de reactivar la economía de Yucatán tras la pandemia de Coronavirus COVID-19.

Como se recordará, el jueves se llevó a cabo la votación en el Pleno de la LXII Legislatura del Estado para decidir si se otorgaba o no el empréstito de mil 728 millones de pesos, solicitado por el gobernador Mauricio Vila Dosal para enfrentar la desaceleración económica que está produciendo esta contingencia. Seis diputados priistas signaron un documento, con modificaciones, apoyando el dictamen en la Comisión de Presupuesto, Patrimonio Estatal y Municipal; además de los cuatro mencionados estuvieron de acuerdo Janice Escobedo Salazar y Enrique Castillo Ruz, quienes a último momento decidieron votar en contra en el Pleno.

“Respeto el libre derecho de cada uno de los diputados, de formar su criterio, de votar bajo la congruencia que consideren y que ellos se planteen. Creo que la bancada votó de acuerdo a eso, de acuerdo a los criterios de cada diputado y al trabajo de cada uno; pues no estoy enterada si hubo alguna presión sobre ellos para cambiar su votación en el momento del Pleno, pero veo con mucho respeto las decisiones que mis compañeros diputados están tomando”, aclaró al ser cuestionada sí habían recibido indicaciones de votar en contra del dictamen.

Aseguró que está “encantada” de poder conversar con el presidente nacional del partido, “para decirle lo que hemos hecho y lo que se ha consolidado desde la bancada y desde mi postura partidista; por supuesto voy a defender, mis convicciones, mi postura, porque creo que es momento de trabajar desde la voluntad, no desde la óptica de la negatividad de los partidos políticos o de jalar agua para su molino, porque no se nos puede olvidar que este no es un momento político, estamos viviendo una situación de gravedad, de salud pública y económica, y el pleito de los partidos políticos no va a llevar un plato a la mesa de los yucatecos”.

Puntualizó que “hoy es el mejor momento para que el PRI tenga una nueva visión de la política, sobre todo en Yucatán”, al tiempo que reflexionó que “a lo mejor a nivel nacional son otras ópticas, palabras o mensajes de quienes están cerca del presidente nacional y le llevan su versión de las circunstancias”.

Señaló que se reunirá con Moreno Cárdenas cuando sea convocada, porque se tiene que analizar el ambiente político. “He identificado personajes que vienen de líneas muy desunidas, que son los que atacan, de manera mayoritaria me atacan con una acentuación misógina muy evidente dentro del PRI; si hay algo que ha marcado mucho mi experiencia dentro del partido es el ataque misógino, la crítica misógina de los propios líderes y militantes de nuestro partido”, declaró.

“Estoy tranquila con mi conciencia, con mi responsabilidad política, con mis convicciones, no es momento para actuar desde la desconfianza de los partidos políticos, es el momento de trabajar desde la buena voluntad y eso fue lo que hice en el Congreso del Estado”, concluyó.

Edición: Emilio Gómez