Margarita Zavala visita Mérida en busca de registros

"El adversario es el pasado que representan Meade y AMLO", señala

Óscar Rodríguez
La Jornada Maya

Mérida, Yucatán
Viernes 12 de enero, 2018

En visita a Mérida, Margarita Zavala Gómez del Campo, aspirante a la candidatura independiente a la Presidencia de la República, aseguró que vencerá en los comicios del uno de julio a Andrés Manuel López Obrador, quien por tercera vez busca ser titular del Poder Ejecutivo federal, ahora por la coalición “Juntos Hagamos Historia”,

Entrevistada minutos antes de iniciar la recolección de firmas de apoyo a su aspiración, Margarita Zavala se quejó de las decisiones del Instituto Nacional Electoral (INE), luego que hace unos días el árbitro electoral lanzara una nueva aplicación para recabar firmas.

“Estamos más cerca del millón de firmas que tienen que ser validadas. En los estados tenemos que cumplir la meta, estamos seguros que vamos por el camino correcto. Sí quiero advertir que hay una nueva aplicación, que nos sorprendió un poco el INE de sacarla vía electrónica, y una notificación que espero no haya muchas dudas o problemas para la aplicación”, afirmó.

Cuestionada sobre Javier Lozano Alarcón, quien fuera secretario del Trabajo en el gobierno de su esposo, Felipe Calderón Hinojosa, y se incorporó a la precampaña de José Antonio Meade Kuribreña, del Partido Revolucionario Institucional (PRI), la ex panista respondió que regresó a sus orígenes.

“Realmente regresó por donde venía. Yo entendí las razones por las que se fue del PAN, lo que sorprende es que se va a encontrar con las mismas razones al lugar donde fue en el PRI”, precisó.

Rechazó que exista posibilidad alguna de sumarse a la campaña de alguno de los precandidatos ex colaboradores de su esposo.

“Realmente el adversario es el pasado representado en el PRI que representa el propio Meade; de corrupción, de manejo de recursos públicos; el pasado principalmente de López Obrador que es el PRI de los setenta, que representa un traje viejo que ya no nos queda y hay que mirar al futuro”, indicó.

En Yucatán, como en el resto del país, hay una gran inconformidad por los sueldos bajos, un gran miedo por la inseguridad, principalmente por temas como los feminicidios, además de una enorme indignación por la corrupción, concluyó.