Protestan iraquíes contra bombardeo occidental a Siria

"¡No a Estados Unidos, no al bombardeo del pueblo sirio!", gritaron

Texto y foto: Afp
La Jornada Maya

Bagdad, Irak
Domingo 15 de abril, 2018

Miles de iraquíes manifestaron este domingo en varias ciudades de Irak contra los ataques occidentales en Siria, convocados por el líder chiita Moqtada Sadr, y algunos quemaron banderas estadunidenses.

"Cesen de destruir Siria como destruyeron a nuestro país", gritó la muchedumbre reunida en la plaza Tahrir, en el centro de Bagdad, quince años después de la invasión de Irak encabezada por Estados Unidos y la caída consecutiva del régimen de Saddam Hussein, según fotógrafos de la Afp.

Decenas de hombres que esgrimían banderas iraquíes y sirias, así como mujeres totalmente veladas de negro, quemaron la bandera estadunounidense a gritos de "¡No a Estados Unidos, no al bombardeo del pueblo sirio!"

Luego de haber retirado sus tropas de Irak en 2011, Estados Unidos envió nuevamente soldados a ese país en 2104, en el marco de una coalición internacional destinada a ayudar a los iraquíes frente al grupo yihadista Estado islámico (EI).

La ayuda militar estadunidense, principalmente de apoyo aéreo, fue crucial para sacar al EI de todos los centros urbanos de Irak el año pasado.

El sábado, Irak se mostró "preocupado" luego de que Estados Unidos, Francia y Reino Unido realizaron el mismo día bombardeos contra el régimen de Bashar al Asad, acusado de perpetrar un ataque químico contra una ciudad rebelde el 7 de abril.

Durante las protestas del domingo, especialmente en Bagdad, Nayaf (sur) y Basora (sur), se gritaron consignas contra Gran Bretaña y Francia.

Banderas estadunidenses e israelíes fueron quemadas en Basora y se desplegaron retratos del presidente estadunidense, Donald Trump, tachados con una gran cruz roja.

En Nayaf, ciudad santa chiita donde reside Moqtada Sadr, desfilaron con la bandera siria en la mano decenas de hombres con turbantes blancos que distinguen a los doctores de la ley islámica o negros de los descendientes del profeta Mahoma.

Moqtada Sadr, cuyas milicias combatieron la presencia estadunidense en Irak durante la invasión, salió a saludar a los manifestantes en esta ciudad.