Cumple 100 años el movimiento Bauhaus

Los festejos incluyen un festival en Berlín y la apertura de un museo en Dessau

Alondra Flores Soto
Foto: La Jornada
La Jornada Maya

Ciudad de México
Miércoles 9 de enero, 2019

En Alemania y el mundo se prepara el festejo por el centenario de la fundación de la escuela Bauhaus, de arquitectura, diseño, artesanía y arte, que revolucionó el ideal estético en el siglo XX.

Funcionalidad y elegancia fueron algunos preceptos de este movimiento artístico que perduró hasta 1933, cuando fue cerrada por los nazis. Algunos de sus representantes se trasladaron entonces a Estados Unidos. Dos de sus más reconocidos exponentes son los pintores Vasili Kandinsky (ruso) y Paul Klee (suizo).

El valor de su legado rebasó a la arquitectura, ya que ejerció influencia en las distintas artes. Otros de sus representantes son Oskar Schlemmer, Kurt Schmidt, Lyonel Feininger y László Moholy-Nagy.

Poco después del fin de la Primera Guerra Mundial, el urbanista Walter Gropius fundó la escuela de diseño en Weimar en 1919, con la idea de combinar funcionalidad y estética para transformar a la sociedad. Después, el centro de formación se trasladó en 1926 a Dessau y en 1932 a Berlín.

Los edificios en estos sitios fueron declarados por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura como Patrimonio de la Humanidad, pues son considerados representantes fundamentales del modernismo clásico, de acuerdo con las propuestas para la renovación radical del arte y la arquitectura.

Al mudarse a Dessau, fue construido un nuevo edificio diseñado por Gropius, el cual es considerado uno de los ejemplos más brillantes de la arquitectura moderna.

El organismo internacional señaló que el movimiento representa el deseo de desarrollar una arquitectura que utilice los materiales de la época, accesibles para la mayoría de la sociedad, como hormigón, vidrio y acero, además de recuperar métodos artesanales de construcción.

Del 16 al 24 de enero se realizará en Berlín el festival internacional ¡Arriba el telón!, que inaugura actividades celebratorias por el centenario y se centrará en la presentación de piezas de artistas contemporáneos, quienes han retomado el pensamiento estético de ese movimiento. Las actividades programadas abarcan desde exposiciones e instalaciones hasta teatro, ópera, danza, música, cine, mesas de análisis y talleres.

Una de los festejos estelares es la apertura del nuevo Museo Bauhaus en Dessau, en septiembre de 2019, con la exhibición de una colección única de objetos que forman parte de la vida cotidiana, como muebles y elementos arquitectónicos.

En la Ciudad de México es posible conocer la obra de Vasili Kandinsky, quien fue profesor en la Bauhaus, con la exposición Pequeños mundos, actualmente en el museo del Palacio de Bellas Artes. Aunque no abunda en su estancia en esa escuela de diseño en las ciudades alemanas, sin duda es uno de los artistas más revolucionarios de la era. Su valor se puede conocer en más de 50 obras que muestran una visión panorámica de su trabajo.

En 1921 el pintor recibió la invitación para convertirse en maestro en Weimar. Durante sus cursos impartió sus ideas sobre abstracción y teoría del diseño y el color, y también habló sobre sicología en la percepción cromática. En el lugar compartió estancia con su amigo Paul Klee, quien escribió notas sobre su teoría de la configuración pictórica.